PIPE CLOUD

REGISTRO

Accede a herramientas exclusivas y contenidos de ABN.

La contraseña debe tener por lo menos 8 caracteres de longitud e incluír letras y números.
Las contraseñas no coinciden.
Debes seleccionar un perfil.
Nombre de usuario o contraseña incorrectos.

El polipropileno en sistemas de tuberías hidrosanitarias

La higiene y la salud juegan un papel fundamental en nuestro día a día y por ello destacamos la importancia de contar con las instalaciones de suministro de agua más innovadoras y modernas.

Las instalaciones hidrosanitarias son todo el conjunto de tuberías que nos abastecen de agua potable y luego la dirigen a través de los desagües para desecharla. Existen dos tipos de sistemas de tuberías: las hidráulicas, que se ocupan de abastecer una vivienda o edificio de agua mientras que, por el contrario, las sanitarias se encargan de evacuar las aguas residuales.

Este tipo de sistemas de tuberías adquieren gran importancia al transportar agua que va a ser consumida por el ser humano. Los materiales que se utilizan para estos tubos han de soportar el transporte de aguas muy frías o muy calientes, permitir el paso de deshechos, químicos y productos tóxicos. Por eso, a la hora de seleccionar cual es el material más adecuado, adquiere gran relevancia el tipo y calidad del material.

En este contenido podrás conocer: 

  1. Elementos de una instalación hidrosanitaria
  2. Tipos de tuberías para instalaciones hidrosanitarias
  3. Ventajas del polipropileno PPR CT para sistemas de tuberías hidrosanitarias
  4. La sostenibilidad del polipropileno

Elementos de una instalación hidrosanitaria

Para entender cómo funcionan las instalaciones hidrosanitarias es necesario conocer las partes que las conforman ya que, si bien no pueden verse en el día a día, estos sistemas de tuberías son los que permiten que los habitantes de las viviendas puedan tener acceso al agua potable.

  1. Las tuberías encargadas de la entrada de agua estarán conectadas a la acometida, esto es, la tubería general de la zona urbana a la que se conecta cada casa. Tras esta entrada de agua será donde se encuentre el contador que registrará cuánto se consume en cada vivienda.
  2. Cuando la tubería con agua entra en la vivienda, y pasa por el contador, llega a la alimentación interior, que es el conjunto de tuberías y accesorios que van hasta la llave de corte general de agua.
  3. Las redes de distribución internas son las tuberías que van por la vivienda para proporcionar agua en los baños, la cocina o el jardín.
  4. Una vez hemos utilizado el agua, la bajante de evacuación será la que conduzca el agua que sale de los grifos, WCs, duchas, lavadoras, etc, ya que conecta con todos ellos en sentido vertical.
  5. Los colectores, que serán los encargados de recoger el agua procedente de los montantes. Podrán ser colgados o enterrados.
  6. Al final de la instalación y antes de la conexión a la red pública debe disponerse el pozo general de la casa.

Tener en cuenta todas estas partes y elementos que conforman una instalación hidrosanitaria da una visión 360º del trabajo ante el que nos encontramos y muestra la importancia de contar con un proveedor que cuente con los elementos necesarios para adaptarlos a cada edifico.

Tipos de tuberías para instalaciones hidrosanitarias

A la hora de elegir un material para suministrar y evacuar agua de una vivienda, es importante que se adapte a las necesidades que tiene la instalación: presión, temperatura, procesos de desinfección, etc. A continuación, te mostramos las diferencias que existen entre las tuberías multicapa de polipropileno frente a las de cobre, PEX y multicapa de polietileno.

  • Tuberías de cobre: son utilizadas para las instalaciones de gas, agua fría y caliente, sistemas de calefacción y refrigeración. Este metal se emplea en instalaciones hidrosanitarias desde antes que existieran los sistemas de tuberías plásticas. Además, es un metal que resiste a las presiones y al medio, lo que hace que tenga una larga vida útil.
  • PEX o polietileno reticulado: se trata de un termoplástico transformado en termoestable gracias a una reacción química que entrecruza su estructura molecular para formar una red tridimensional. Destacan, entre sus características, su ligereza y flexibilidad. Asimismo, es un buen aislante eléctrico, térmico y acústico. El PEX también tiene una gran resistencia a la abrasión y los agentes químicos. La capacidad a la alteración también aporta a este material mucha duración en el tiempo.
  • Las tuberías multicapa de polietileno se caracterizan por llevar en su capa intermedia una capa de aluminio la cual garantiza la estabilidad a lo largo de la tubería. Son empleadas principalmente en fontanería y calefacción, para suministrar agua fría y caliente.
  • Las tuberías multicapa de polipropileno se caracterizan por estar las tres capas compuestas de este plástico. Pueden ser de dos tipos en función del polipropileno que las forma PPR o PPR CT. Las de PPR CT aguantan mayor presión a la misma temperatura que las de PP R. Son tuberías idóneas para conducciones hidráulicas con presión y temperatura muy altas.

Ventajas del polipropileno PPR CT para sistemas de tuberías hidrosanitarias

Los sistemas de tuberías hidrosanitarias que cuentan con el polipropileno de última generación como material principal, presentan una serie de ventajas que te detallamos a continuación:

  • Mayor resistencia a altas temperaturas: el polipropileno de última generación, PPR CT, tiene una resistencia mejorada a la temperatura.
  • Prevención antimicrobiana: el polipropileno cuenta con propiedades que impiden el desarrollo de partículas de biofilm que se generar en el interior de las instalaciones hidrosanitarias y que son el alimento para distintos tipos de bacterias.
  • Prevención Legionela: gracias a las propiedades que evitan el desarrollo de partículas de biofilm, también se elimina la fuente de alimento de bacterias como la Legionela.
  • Calidad del agua: en el caso de sistemas hidrosanitarios, es muy relevante que el agua mantenga su pureza. Las tuberías de PP no modifican las características organolépticas ni la salubridad del agua suministrada. Además, al ser resistentes a la corrosión permite que no se formen bacterias.
  • Comportamiento al fuego: el polipropileno de última generación cuenta con una alta resistencia a la llama por lo que protege la instalación en caso de incendio. De hecho, algunos sistemas de PP multicapa ya cuentan con clasificación B, S1, d0, según la norma europea EN 13501 de clasificación de la reacción al fuego de los materiales.
  • Libre de halógenos: en caso de que llegara a suceder un incendio, el hecho de que el PP sea un material libre de halógenos permite que no se produzcan gases tóxicos, por lo que no emanará ninguna dioxina nociva para el ser humano y los animales.
  • Resistente a los procesos de desinfección: la combinación de altas temperaturas y altas concentraciones de productos desinfectantes provocan una degradación acelerada y disminuyen la vida útil de la instalación hidrosanitaria. El PP incorpora en su capa interna un material que posee una resistencia mejorada contra los desinfectantes y proporciona una excelente resistencia a las grietas con una buena resistencia a largo plazo.
  • Protección UV: el polipropileno puede aditivarse con antioxidantes que minimizan la degradación producida por la exposición solar.
  • Resistente a altas presiones: los sistemas conformados por PP de última generación pueden soportar el doble de presión máxima de la que se dispone en la acometida del edificio.
  • Prevención anti-incrustaciones: El aumento de las incrustaciones provoca una reducción de la sección, un aumento de la pérdida de carga y un mayor consumo energético. Los sistemas de polipropileno tienen un interior liso que hace que no se produzca lo anterior.

La sostenibilidad del polipropileno

A la hora de elegir materiales que se vayan a utilizar en una instalación hidrosanitaria, otro factor fundamental es su contribución a la sostenibilidad. Para ello existen certificaciones que los identifican según su aportación el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: vida útil del producto, reutilización, higiene y la calidad del agua …

A continuación, te mostramos las más relevantes:

  • La certificación Cradle to Cradle, reconocida a nivel mundial, que impulsa la sostenibilidad y seguridad de los productos de innovación para la economía circular. Su finalidad es evaluar los aspectos de diseño y fabricación de productos y materiales verificando que producen un impacto positivo en nuestro entorno.
  • Prevención antimicrobiana: el polipropileno cuenta con propiedades que impiden el desarrollo de partículas de biofilm que se generar en el interior de las instalaciones hidrosanitarias y que son el alimento para distintos tipos de bacterias.
  • La Declaración Ambiental del Producto (EPD) proporciona un perfil ambiental fiable, relevante, transparente, comparable y verificable de un producto, permitiendo destacar aquellos que son respetuosos con el medio ambiente. Este informe se basa ciclo de vida (ACV) del producto conforme a normas internacionales y datos ambientales cuantificados. Se elabora conforme unas reglas de categorías que aseguran unos criterios coherentes para cada producto.   
ABN obtains the Environmental Product Declarations (EPD) of two of its main ranges

Asimismo, el PP cuenta con valores ambientales que lo avalan como un producto apto para el ahorro energético, menor emisión de Co2, cumplimiento del RoHS para sustancias peligrosas, mayor calidad del agua y, además, es reutilizable.

Por todo lo mencionado, el polipropileno se posiciona como la mejor apuesta en sistemas hidrosanitarios ya que, entre sus muchas ventajas, se puede destacar que este material mantiene la salubridad, calidad y limpieza del agua que se va a consumir en la vivienda.